HERMANDAD SACRAMENTAL NTRA SRA DEL ESPINO CORONADA

martes, 27 de noviembre de 2012


SAN FACUNDO Y SAN PRIMITIVO


27 de noviembre



SAN FACUNDO Y SAN PRIMITIVO,,
Mártires
(Siglo IV, P. C.)



   Los santos Facundo y Primitivo, hijos de san Marcelo, centurión romano, fueron martirizados, gobernando en Galicia Ático el cual mandó pregonar un sacrificio público a una estatua del sol, que estaba en la ribera del río Cea, y era tenida en mucha veneración por toda aquella comarca. Al llegar el día señalado para el sacrificio, se juntó mucha gente, el mismo Ático, para dar ejemplo a los demás, hizo su adoración, y como era el gobernador, todos los demás le siguieron, menos Facundo y Primitivo, que no se quisieron hallar presentes en el sacrificio. Mucho sintió esto Ático; los mandó prender e interrogar, y después de varias preguntas y respuestas, entendiendo que perdía el tiempo en quererles persuadir que adorasen a sus falsos dioses, determinó darles atroces tormentos. Les quebraron los dedos de las manos, les lastimaron cruelmente las piernas, apretándoselas con una manera de cepo que como prensa se iba cerrando poco a poco; y así fatigados por una parte de los tormentos, y por otra consolados y alegres por ver que padecían por Cristo, les mandó Ático llevar a la cárcel.

   Para tentarlos y probar si con blandura y regalo les podría atraer a su voluntad más fácilmente que con tormentos, les envió ricos manjares, que los dos santos hermanos no quisieron recibir; y Ático, teniendo esto por desacato é injuria, encendido de cólera y furor, los mandó echar en un horno encendido, donde estuvieron tres días con mucho alivio y refrigerio.

   Pretendió matarlos dándoles ponzoña en la comida, y los santos, cuando se la trajeron, entendiendo lo que venia en ella, dijeron: « Nosotros no habíamos de gustar esta vianda, porque bien sabemos lo que hay en ella; pero para que Ático se desengañe y se manifieste más la virtud de Cristo, a quien servimos y adoramos, la comeremos toda.» Hicieron la señal de la cruz sobre ella y la comieron, y el veneno perdió su fuerza por virtud de la santa cruz y de aquel Señor a quien todas las cosas obedecen. Cuando vio esto el que había aparejado la Ponzoña, quemó sus libros y se hizo cristiano.

Todo esto era echar aceite en el fuego y abrasar más el corazón empedernido de Ático, el cual comenzó de nuevo a atormentar a los dos santos hermanos, despedazando carnes, sacándoles los nervios con garfios de hierro, echándoles aceite hirviendo por todo su cuerpo, Pegándoles hachas encendidas a los costados, y derramando en las bocas cal viva, mezclada con vinagre; no se contentó el impío tirano con esta tan desaforada é impía crueldad; el mismo Ático dijo:  «Cegadlos, porque me turban cuando me miran. » sufriendo este martirio con gran constancia y mansedumbre, le dijo uno los santos: «Mejorado nos has la vista, pues vemos ahora con solos los ojos espirituales.»

Estando sangrientos y llagados fueron colgados de los pies, y saliéndoles mucha sangre por las narices, los verdugos los dejaron por muertos; al cabo de tres días fueron hallados vivos con sus ojos enteros y claros, y las llagas sanas como si nunca hubieran sido atormentados. Mandó Ático desollarlos vivos; y ejecutándose este tormento, uno de los que estaban presentes dio grandes voces, diciendo: «Veo bajar dos ángeles con dos coronas en las manos.» Entonces Ático, turbado, dijo como por escarnio: «Cortadles las cabezas, para que ellas vayan a buscar esas coronas.»

   Su martirio fue el 27 de noviembre, cerca del año 304.

   Sus cuerpos fueron sepultados por los otros cristianos en el mismo lugar donde fueron martirizados, junto al río Cea.

   Hacen mención de tos santos mártires el Martirologio romano, y Vaseo y Marineo Sículo.  (P. Ribadeneira.)

Facundo y Primitivo (mártires)

Facundo y San Primitivo
Facundo y Primitivo mártires.jpg
San Facundo y San Primitivo.
Festividad27 de noviembre
De los nombres de San Facundo y San Primitivo deriva el de la villa de Sahagún, situada al sureste de laprovincia de León.
Los datos históricos sobre estos mártires son confusos debido a que supuestamente vivieron en el siglo III. Se cree que san Marcelo y santa Nonia eran los padres de estos dos hermanos que vivieron en los alrededores del río Cea, situado en la actual provincia de León.
Los testimonios conservados sobre la fecha de su martirio difieren, dado que El Breviario de Sahagún dicta que los hechos sucedieron durante el reinado de Marco Aurelio entre los años 161 y 180, cuando Ático era cónsul en España. Sin embargo un pergamino del siglo XI sitúa el martirio en el siglo III siendo cónsules en España Ático y Pretextato¹

[editar]Leyenda

Todos los testimonios recogidos sobre su martirio concuerdan en que la historia aconteció de manera que al llegar un día el cónsul Ático a la guarnición romana de Cea mandó publicar un edicto por el cual todos los moradores de aquellas comarcas deberían ofrecer sacrificio a un famoso ídolo romano. Al negarse los dos hermanos diciendo que profesaban la religión de Jesucristo fueron encarcelados.
La Historia del Real Monasterio de Sahagún, compuesta por el monje Romualdo de Escalona en el s. XVIII, resume el martirio en:
...Persistiendo firmes los dos jóvenes en la confesión de su fe, Ático[...] multiplicó en ellos las más crueles torturas, desde el horno encendido al que fueron arrojados, hasta hacerles beber una pócima mortal que aquellos apuraron sin que les hiciera daño alguno, lo que motivó la conversión del sofista acusador. Siguiéronse los tormentos del potro, las uñas de hierro con que les arrancaron los nervios, de aceite hirviendo con que fueron rociados sus cuerpos, y las teas encendidas que luego les aplicaron. Más tarde se les vaciaron los ojos de sus órbitas, se les colgó de un hastial muy alto, cabeza abajo, del que se les bajó cuando creyó ya muertos; pero el pasmo de las circustantes rayó casi en la asonada [...] cuando la muchedumbre les vio indemnes y curados, mientras uno de la multitud exclamó estar viendo a dos seres divinos que traían por los aires sendas palmas y coronas para Facundo y Primitivo. Oído lo cual, ordenó Ático que les fueran cortadas las cabezas, para impedir la proclamada coronación, brotando al punto de los cuellos mutilados sangre y agua, signo claro de que a Dios eran aceptos, tanto su martirio, cuanto la ofrenda casta de su fe. Acto seguido [...] los sagrados restos fueron arrojados al río Cea.
Esto supuestamente sucedió el 27 de noviembre cerca del año 304.
Sus cuerpos fueron arrojados al río y encontrados donde fueron enterrados y en el lugar en que más tarde habrían de edificarse el monasterio y la villa de Sahagún.

[editar]Hagiografía

Según la primera Crónica anónima de Sahagún hay dos hechos hagiográficos. El primero es el martirio de los santos, y el segundo nos muestra la liberalización de un prisionero, por parte de Facundo, en los tiempos difíciles que siguieron la muerte de Alfonso VI.
El primer hecho lo narra así:
...A todos los leedores del presente libro e crónica atentos oidores, por çierta cogniçión e de los padres antiguos vera relaçión, sea manifiesto que en el tienpo que el noble e poderoso barón Marcho Antonio regía e governaba el estado de la república del ynperio romano los nobles cavalleros e bienabenturados mártires de Jesuchristo, Facundo conbiene a saver e Primitivo, nasçidos e criados en España, e en ella, ante el acatamiento del soberano señor con muy fiel e singular devoçión conbersando e al mundo çiego gran claridad çelestial e exenplos virtuosos dexando, ellos fenesçieron su potrimera e mui religiosa e acavada vida con fin mui glorioso e mucho açepto e agradable al señor, pues que, finalmente derramada la su preçiosa sangre de sus sagrados cuerpos, sus ánimas meresçieron, mediante la graçia divinal subir al muy alto trono de la gloria celestial².
El segundo hecho sucedió en el siglo XI y lo describe:
...E ahe que en la ora mui callada de una noche, como el gallo mensajero de la luz aún no obiese ronpido los altos silençios de la noche profunda con su canto e batimiento de las alas; e el mezquino mançevo, fatigado con el gran pesor del fierro, dormióse; un barón de entera hedad e ávito honrrado, bestido de manto blanco, se le presentó; e, despertándolo demandó que qué façía. E él despertado e en uno enbaçado, respondió: <<¿Qué otra cosa, mezquino, puedo yo façer si non llorar mis miserias, pues que soi atormentado con fanbre e con se[d], e fatigado con frío, e mucho afligido con las duras aspereças de las cadenas?>>. E díçele: <<¿Por qué non fuyes?, ¿por qué non puedes escapar las penas que padeçes e non te esfuerças a salir dende?>>. Respondió: <<Non puedo, por quanto yago con las piernas atadas con fierro e los mis pies non puedo endresçar, agraviados con gran peso de fierros; e bien que yo yaçiese suelto, la mi foída enbargarían la muela de gran peso sobrepuesta, e las manos de los cavalleros armadas, e la puerta de la casa fírmemente cerrada>>. E díxole: <<Non temas, prueba e faz lo que podrás, ca yo confío en que la divina bondad te ayudará; e porque tú tantos malos te con[n]fortará; e por tanto toma esfuerço e no temas; e salido fuera, bate lurgo apriesa a la iglesia; save que yo soi el mártir de Jesuchristo Facundo, que te mando e amonesto estas cosas>>. Las cuales cosas oídas, aquél se levantó e estuvo sobre sus pies, así como eran atados con fierro, e poniendo la mano sobre la tabla e piedra molar con la qual la puerta de la carçel era çerrada, con pequeño empujón quitó e alançó; e ya salido, estudo açerca de los cavalleros, los quales yaçían mucho apremiados por el sueño e roncavan. Mas como al son de los fierros non despertasen, allegó a la puerta e quitó la tranca de madera, e la çerradura, e el candado de fierro, e ligeramente sin llave alguna abrió. E abierta la puerta, como vido yaçer los belantes canes, fue mucho espantado e enbaçó; e temiendo que sentida su partida ladrasen e con su ladrido despertasen los cavalleros e le feriesen con sus espadas, bolbió el paso atrás e tornóse para la cárçel. E así como atónito e turvado, non saviendo qué se fiçiese, yaçía mui espantado; e luego, la personaque le apareçiera estovo ante él, e mucho denostando su pereça e negligençia, amonestóle otra vez que se partiese. Mas como él raçonase e dixese que él non podría foir por la presençia de los cavalleros e la crueldad de los canes, pero todavía este varón que le apareçió, le dixo: <<Sal fuera, nin temas los cavalleros, nin espavorezcas los canes, ca sepas que de ninguno serás preso, nin sentido>>. Las quales cosas dichas, la persona que le fablava se partió, pero él, rebolviendo muchas cosas en su coraçón, salió fuera de la cárçel, e pie a pie, muy quedo, pasó los cavalleros que roncavan; e, abriendo la puerta, endresçó el paso mui temblando entre los belables canes; mas ellos, por la divinal permisión, quasi fuera de sentido, como si fuesen de madero o de mármol, non solamente que non ladraron, mas aún la cabeça non alçaron. Pasados ya los canes, sintiendo el hombre ser librado mediante la birtud divinal, poco a poco, ansí como era en los grillos, sonando los fierros, a las puertas de la iglesia bino e batió. E por abentura ya los monjes se avían levantado a çelebrar el divinal ofiçio; e ya el cántico grado reçavan, como es de costunbre. E, batiendo él la puerta, vino el sacristán; e abierta la puerta, por orden todas las cosas que le acaesçieran e açerca de [sí] la dibina piedad por sus santos avía fecho recontó por menudo; e benido ante el altar, estudo postrado fasta en tanto que fue acavado el ofiçio matutinal. E benida la mañana, la guardia del monesterio llamó al ferrero e quebrantóle los fierros e dexóle ir. En el qual tienpo yo non fui presente, ca tem[i]endo la graveça e peso de mis pecados, en ese año, por graçia de devoçión e oraçión, fui a visitar la Tierra Santa, conbiene a saver, los lugares de la yncaraçión del Señor e de su nasçimiento e de la pasión e resurrecçión e asçensión e del santo sepulcro suyo; e por tanto, como ya dixe, non fui presente. Mas del sacristán e de los otros monjes oy todo los sobredicho³

Santa Catalina de Alejandría
Santa Catalina nació en una de las bonitas ciudades de Egipto, Alejandría, la segunda más importante en número de habitantes de este país. Quien ha estado en ella, habrá podida comprobar que se respira encanto por todas partes, no en vano allí estuvo el Faro -una de las siete maravillas del mundo- y la gran biblioteca alejandrina, ambas desaparecidas. Fue una de los grandes focos de sabiduría, allí nacieron muchos de los grandes teólogos del cristianismo, los llamados "padres de la Iglesia" como: Orígenes (s.III), Atanasio el Grande (s.III-IV) y San Cirilo (S.IV-V) entre otros. Al final de este especial te daré enlaces interesantes sobre esta ciudad que no te puedes perder.
Una santa con el don de convencer 
Santa Catalina nació en el siglo III en el seno de una noble familia rodeada de criados y riquezas. Todos los que escriben sobre ella nos la presentan como una gran estudiante, especialmente en "letras". Alejandría estaba por aquél entonces bajo el dominio del emperador Maximino, que hacia el año 310, promulgó un edicto, en el que ordenaba que acudieran a la ciudad todos los habitantes de la comarca para ofrecer sacrificios a los dioses, castigando severamente a cuantos se negasen.
Dice la tradición que nuestra santa se presentó ante él y mantuvo un largo debate sobre el creador del mundo y las leyes que lo rigen. Maximino, profundamente impresionado por su belleza y sabiduría, decidió encontrarse de nuevo con ella en otra ocasión para seguir debatiendo. Lo que no sabía nuestra santa, es que el emperador reuniría a los 50 sabios más importantes de la ciudad. La víspera de este gran debate, un ángel se apareció a Catalina y le dijo que no temiese, pues el Cielo le comunicaría abundancia de luz. Llegó el día y sentaron a nuestra amiga en medio de los filósofos y el más anciano de todos ellos fue el primero en hablar. Intentó persuadir a Catalina de que debía adorar al Sol bajo el nombre del dios Apolo. Adujo que el astro rey es el que rige las estaciones del año, fertiliza los campos, pinta las flores y produce los metales en las entrañas de la tierra. Catalina respondió: "Si el Sol es el más hermoso de todos los astros, toda la luz con que brilla se la debe a la magnificencia de Dios". Nuestra santa añadió que el mismo Sol se oscureció cuando Jesús murió en la cruz. La verdad es que Santa Catalina dijo muchas más cosas que convencieron no solamente al filósofo más anciano, sino a todos los que participaban en aquel debate que rehusaron contradecirla. El emperador Maximino, furioso, condenó a muerte a todos ellos y después sometió a Catalina al martirio en la rueda de molino llena de clavos.
En la imagen que puedes ver de Santa Catalina en mi web, puedes apreciar como lleva en su mano derecha la rueda de molino con la que fue martirizada. En su mano izquierda trae la palma -señal que falleció mártir- y el libro de Evangelio. Una leyenda cuenta que una vez muerta, los ángeles la enterraron en el Monte Sinaí, donde más tarde se alzó un monasterio bajo su nombre.
Protección y devoción
La Facultad de Teología de París eligió a Santa Catalina como patrona; esta protección se hace extensiva a todos los filósofos. La tradición la considera también como protectora de las chicas jóvenes que buscan novio (junto a San Antonio de Padua y Santa Gema), y se dice que el anillo de compromiso siempre estará a salvo si antes de la boda se consagra a la santa, o sea, que el matrimonio será feliz. Es también la patrona de la ciudad de Jaén. Hace siglos, los estudiantes de Catalunya la tenían también como abogada.
El templo más importante que tiene dedicado es el del Monasterio ortodoxo del Sinaí (Egipto). Te invito a visitar estas páginas donde verás fotos del mencionado monasterio y datos sobre él:
http://www.touregypt.net/mountmoses.htm
http://www.touregypt.net/catherines.htm
Como ya sabes, en el Monte Sinaí Moisés recibió las Tablas de la Ley por parte de Dios. En el monasterio hay incluso una zarza que simboliza la que representaba a Dios cuando se apareció a Moisés.  
Onomástica: 25 noviembre. Fíjate que sólo falta un mes para Navidad, de allí que en catalán exista el dicho de que "De Santa Catarina a Nadal, un mes cabal", que traducido al castellano sería "De Santa Catalina a Navidad un mes escaso".

Oración
Gloriosa Santa Catalina de Alejandría, portento de sabiduría y elocuencia. Quisiéramos parecernos a ti en ese conocimiento admirable de las ciencias y de la fe para ser testigos de Jesús en el mundo. Alcánzanos esa fe y esa ciencia para que seamos siempre capaces de dar razones de nuestra creencia y también de nuestra esperanza. Por Jesucristo Nuestro Señor. Amén.

 La ciudad de Alejandría
Uno de los grandes países que te recomiendo para pasar un tiempo de vacaciones es Egipto, y de entre las ciudades más bellas está Alejandría. Fue construida por indicación de Alejandro Magno en los años 332 y 331 antes de Cristo por el arquitecto griego Dinócrates donde se encontraba la antigua villa de Rhakotis. Nombrada en honor a su fundador, -quien nunca vio la ciudad construida, pero fue enterrado en ella-, la ciudad se convirtió rápidamente en un importante centro cultural, intelectual, económico y político en la antigüedad. Su famosa biblioteca se dice que llegó a tener mas de 500.000 textos con los más variados tópicos de la época.Hospedaba una de las siete maravillas del mundo, "el Faro de Alejandría" con 120 metros de altitud y que fue derribado en el siglo XIV. Puedes darte una idea de lo que era este faro en http://www.ciudadfutura.com/magno/index10.htm
Más datos sobre Alejandría en:
http://home3.worldonline.es/boreal16/alejandria/ciudad.html
http://www.angelfire.com/al/alexandriano1/
http://alexandriatour.com/ (página oficial de la Oficina de turismo de Egipto)
http://touregypt.net/ oficina de turismo de Egipto
Tu nombre en el jeroglífico egipcio: Aquí tienes una curiosidad muy divertida, ¿te gustaría saber como se escribe tu nombre en el antiguo jeroglífico egipcio?. Pues vete ahttp://egipto.com/museo/alphabet/alpha.html También tendrás la oportunidad de enviar el nombre de la persona que tu más quieras en su propio correo electrónico. ¡Vale la pena!

La ermita de Santa Caterina en Torroella de Montgrí
Esta ermita está situada en el término municipal de Torroella de Montgrí (Girona), en el entorno de la montaña del Montgrí a pocos quilómetros de esta población y de las de Bellcaire d'Empordà y Ullà. Desde el mismo macizo podemos acceder a pie, pero si somos perezosos podemos ir en coche desde el camino antiguo de Torroella a Bellcaire d'Empordà, así como en el cruce que sale desde esta última localidad. En el día del aplec (romería), los accesos están señalados. El coche nos dejará a pocos metros del templo.
Según los datos históricos, la ermita fue fundada en 1396 por tres ermitaños que vivían ascéticamente en Montserrat. Sus nombres eran: Bertomeu Caboters, Pere Tarasacó y Berenguer de Güell (datos reflejados en el libro "Ermites i santuaris de la diòcesi de Girona" del historiador Josep M. Marquès). Otras fuentes populares indican que no fueron tres ermitaños sino tres monjes del mismo monasterio de Montserrat. Sea como fuese, la ermita de Santa Caterina -que así se llama en catalán- de Torroella de Montgrí es junto al Santuario de la Fontsanta situado en Jafre, el templo de devoción popular más apreciado por los pueblos de esta zona del ampurdán: Torroella, l'Estarit, Bellcaire d'Empordà, Ullà, Gualta, l'Escala, y Verges de entre otros. La prueba es la gran concurrencia de personas que acuden al aplec que se celebra el domingo antes de la fiesta de la santa (25 de noviembre), a no ser que el mismo día 25 sea domingo. Claro está que muchas de las 3.000 personas que se calculan que participan cada año en el evento van a pasar un día de relax y que sirve como un punto de encuentro para reencontrarse con antiguos amigos y vecinos de la zona, algunos puede que ni asistan a la misa, pero el interior del templo se llena de velas durante todo el día con peticiones a la santa, incluso ofrendadas por personas que a lo largo del año ni tan siquiera pisarán una iglesia. Es un ejemplo de lo fácil que es evangelizar, aunque sea con pequeñitos granos de arena, a personas alejadas de la fe. Hay quienes critican estos "aplecs" porque transcurren en ellos más la "fiesta" que la "devoción", pero si no existiesen, muchos de los que asisten a ellos no conocerían para nada algunos elementos de la fe cristiana.  El aplec de Santa Caterina es el último del año de los importantes que se celebran en la diócesis de Girona.
En 1999 se restauró el retablo barroco del siglo XVIII obra del artista figuerense Joan Torras. También en el 2000 se restauraron diferentes cuadros y el interior de la iglesia. Curiosamente, la imagen que se venera no tiene nada que ver con la iconografía tradicional que se le ha dado la santa, de aquí que no la haya incluido para ahorrar confusiones.
Es muy tradicional que todos los que participan en el aplec toquen durante todo el día la campana de la ermita, a excepción de cuando se celebra la Santa Misa. El sonido llega perfectamente hasta los pueblos de Torroella, Ullà y Bellcaire. Los actos consisten en una Misa, audición de sardanas y comida popular. También se sortea entre los asistentes un cordero. Antiguamente, dicho animal era "paseado" días antes de la fiesta por las calles del pueblo. Una vez finalizado los actos, los más atrevidos suben al castillo del Montgrí, visitan "el cau del duc" (una cueva) y bajan a pie por el "pedrigolet" -un camino muy pronunciado lleno de piedras-.
El escritor Victor Català (pseudónimo de Caterina Albert), en un fragmento de su conocido poema "solitud", se inspiró en la ermita de Santa Catalina. Se puede ver el texto concreto escrito en un plafón en las instalaciones del santuario.
"En Manelet"
Así, de esta forma tan simpática le llaman al Niño Jesús todos aquellos que acuden a la fiesta. "Manelet" lo podríamos traducir como "Manolito". Como ya sabes, el nombre de "Manuel" procede de "Emmanuel" ("Dios está con nosotros"), nombre relacionado con el Mesías (Jesús). En el recinto de la ermita, concretamente en el primer piso, hay esta hornacina con la imagen del Niño Jesús. Por un pequeño agujero sale su mano derecha y los asistentes a la fiesta le ponen una moneda que por arte de "magia" el Niño la introduce en el interior. Como te puedes imaginar, hay una persona que "disimuladamente" se encarga de ello gracias a un mecanismo instalado detrás de la hornacina para que esto se haga realidad. Quienes se lo pasan de maravilla con este "artilugio" son los más pequeños. La tradición invita a pedir un deseo al Niño Jesús en el momento de hacer la ofrenda.
El Pozo
Uno no puede marchar de la ermita sin antes echar una visita al "pozo". Antes, más que ahora, las familias de Torroella, Bellcaire y Ullà explicaban a sus pequeños que los niños no venían de París, sino del pozo instalado en el templo de Santa Caterina. Cuando los padres deseaban tener un niño, iban al pozo a buscarlo. ¡Caray que fácil!. Hoy más que nada, los devotos se acercan al pozo para pedir un deseo delante de un plafón de cerámica que hay en el interior con la imagen tradicional de la santa y después lanzan una moneda al vacío. Como ya te he comentado anteriormente, la tradición considera a Santa Catalina como protectora de las chicas jóvenes que buscan novio, y se dice que el anillo de compromiso siempre estará a salvo si antes de la boda se consagra a la santa. Muchas jóvenes, conociendo esta tradición se acercan al pozo para invocarla.

Catalina de Alejandríamártir cristiana del siglo IV. Su fiesta se celebra el 25 de noviembre, (misma fecha en la Iglesia Ortodoxa). Su culto tuvo difusión por toda Europa a partir del siglo VI, con énfasis entre los siglos X y XII. Está incluida en el grupo de los santos auxiliadores y es invocada contra la muerte súbita.

[editar]
Las noticias sobre la vida de Catalina de Alejandría las proporcionan documentación muy tardía. El documento más antiguo es la
 Passio, redactada inicialmente en griego entre los siglos VI y VIII, muy conocida a partir del siglo IX a través de la versión latina. Existen además otros textos hagiográficos, entre los que se destaca la Conversio, quizá influida por la mística femenina benedictina. El contenido del conjunto de textos se sintetiza a continuación.Hagiografía

Catalina nació hacia el 290 en el seno de una familia noble de Alejandría en Egipto. Dotada de una gran inteligencia, destacó muy pronto por sus extensos estudios que la situaron al mismo nivel que grandes poetas y filósofos de la época. Una noche se le apareció Cristo y decidió, en ese momento, consagrarle su vida, considerándose, desde entonces, su prometida. El tema del matrimonio místico es común en el EsteMediterráneo y en la espiritualidad católica.
Martirio de Santa Catalina, cuadro de Masolino da Panicale.
El emperador Majencio (306-312) acudió a Alejandría para presidir una fiesta pagana y ordenó a todos los súbditos hacer sacrificios a los dioses. Catalina entró en el templo pero, en lugar de sacrificar, hizo la señal de la cruz. Y dirigiéndose al emperador lo reprendió exhortándolo a conocer al verdadero Dios. Conducida a palacio, ella reiteró su negativa a hacer sacrificios pero invitó al emperador a un debate.
En la prueba del debate filosófico, los sabios resultaron convertidos al cristianismo por Catalina, lo que provocó la ira del emperador, quien hizo ejecutar a los sabios, no sin proponerle antes a Catalina que se casara con uno de ellos, a lo que ella se negó rotundamente. Majencio trató de convencerla con promesas, pero al no lograrlo mandó flagelarla y encerrarla en prisión. Allí fue visitada por la propia emperatriz y un oficial, Porfirio, que terminó por convertirse junto con otros doscientos soldados, según señala la Passio.
El emperador ordenó entonces que torturaran a Catalina utilizando para ello una máquina conformada por unas ruedas guarnecidas con cuchillas afiladas. Según la Passio, las ruedas se rompieron al tocar el cuerpo de Catalina, quien salió ilesa. La emperatriz trató de interceder a favor de Catalina, pero fue decapitada, al igual que Porfirio y sus doscientos soldados. Obstinado, Majencio ordenó la ejecución de Catalina, quien murió decapitada.
Su tumba se había encontrado al pie del Monte Sinaí, en el monasterio que lleva su nombre, lo que dio motivo a peregrinaciones de todo el mundo, especialmente apreciada por los peregrinos de Tierra Santa. La leyenda narra que los monjes del monasterio construido a los pies del Monte Sinaí descubrieron en una gruta de la montaña el cuerpo intacto de una joven a la que reconocieron como a Catalina de Alejandría. Según laPassio, el cuerpo había sido depositado allí por los ángeles. Así, la Passio se presenta adornada con un conjunto de lugares comunes hagiográficos, no históricos.

[editar]Difusión posterior

Santa Catalina de Alejandría, representada con una rueda, uno de los símbolos de su martirio. Ícono del monasterio homónimo situado en elmonte Sinaí, siglo XVII.
El primer vestigio de su culto se encontró en una pintura del siglo VIII hallada en Roma. Su veneración se expandió desde la segunda mitad del siglo X, y fue una de las más difundidas por toda Europa, particularmente en Francia, en el siglo XII, de la mano de los cruzados. La Iglesia ortodoxa la celebró. Santa Catalina y Santa Dorotea fueron representadas con gran frecuencia en altares medievales húngaros a lo largo de los siglos XIV y XVI, convirtiendose en figuras muy populares junto a Santa Isabel de Hungría y a Santa Margarita de Hungría. En toda Europa se extendió el culto a Santa Catalina: muchas iglesias tienen imágenes o cuadros de la santa.
La difusión de la devoción inspiró a los artistas, quienes representan a la santa con una aureola tricolor: blanca, simbolizando su virginidad; verde por su sabiduría y roja por su martirio. La rueda que se utilizó para su suplicio está, casi siempre, representada detrás de ella.
Aunque su existencia histórica fue puesta en duda por un sector de la Iglesia católica a partir de 1961, considerándola, según algunos historiadores, una creación literaria como contrapunto cristiano a la filosofía pagana de Hipatia de Alejandría que no admite mujeres como ella: vírgenes y sabias; sin embargo, liberada de las narraciones legendarias, permanece inscrita en el Martirologio romano.

[editar]Patronazgo

Catalina de Alejandría es la patrona de los escolares y estudiantes, filósofos, prisioneros, jóvenes casaderas, y de cuantos se relacionan por su oficio con las ruedas: carreteros, molineros, traperos, hilanderas, etc. También del día de las Catalinadas. La Universidad de París eligió a Catalina como patrona.
Asi también es considerada patrona de apologistas; artesanos que usan ruedas en su trabajo (alfareros, hilanderos, etc.); archivistas; abogados; juristas; bibliotecarios; personas en trance de muerte; educadores; jovencitas; solteras; estudiantes; maestros; afiladores de cuchillos; mecánicos; torneros; enfermeros; filósofos; predicadores; teólogos; secretarias; taquígrafos.

[editar]Tradiciones

  • El día de su festividad se prepara un dulce con una base de melaza llamado "Las ruedas de Santa Catalina".
  • Antaño, las imágenes de Catalina, colocadas en las iglesias, eran adornadas con una cofia que se cambiaba cada año. Este rito era un privilegio de las jóvenes, mayores de veinticinco años que estaban solteras. De modo que la expresión "Ella va a coronar a Santa Catalina", significaba que la joven en cuestión todavía no había encontrado marido, al ponerle la cofia podía suplicar la intervención de la santa con la siguiente oración:
Santa Catalina, ayúdame. No me dejes morir soltera. Un marido, Santa Catalina, un buen marido, Santa Catalina, antes de que sea tarde.
Actualmente, en algunas regiones, aún se pueden ver, el 25 de noviembre, algunas jóvenes con un abigarrado sombrero multicolor (en los que predominan el verde y el amarillo) hechos, a propósito, para la fiesta, son las llamadas catalineras que festejan alegremente el día.
En Jaén, el 25 de noviembre hay una romería al Castillo de Santa Catalina (Jaén), dedicada a Catalina de Alejandría, además es la santa protectora de la Ciudad.
Es patrona de Villacorta.
Es Patrona de la Universidad de Oviedo [1]
Tambien es patrona del Municipio de Turbaco ubicado en el Departamento de Bolívar en la Costa Caribe Colombiana, en su honor se celebran las fiestas patronales que tienen ocasión del 27 de diciembre al 1 de enero de cada año, las cuales giran al rededor de la realziación de corralejas. Igualmente Santa Catalina de Alejandria es la patrona del municipio de Chibolo ubicado en el departamento del Magdalena en la costa norte de Colombia, sus festividades inician el 25 de noviembre hasta el 28 del mismo mes, predominan la fiestas de corraleja y bailes populares iniciando estas festividades el día 25 con la misa solemne a la patrona de los chiboleros. en la población de la peña del municipio de ovejas en el departamento de sucre se celebra por mas de 200 años las fiestas patronales en honor a santa catalina de alejandria, donde es reconocida no solo en la región sino que llegan gentes de todas partes del país y de Venezuela

[editar]Refranes

  • "Para Santa Catalina toda madera arraiga" (refiriéndose a que, noviembre, es un mes adecuado para plantar árboles).
  • "Por Santa Catalina, nieve en la cocina" (refiriéndose al frío invierno que se avecina).
  • "Por Santa Catalina, prevente de leña y harina" (para pasar el invierno).

[editar]Otras santas católicas con el nombre de Catalina

Otras santas que llevan su nombre:
También hay una orden que lleva su nombre: Orden de Santa Catalina.

[editar]Regiones con su nombre

  • Estado del sur de Brasil se llama Santa Catarina.
  • En México, el estado de Nuevo León cuenta con un municipio con su nombre, Santa Catalina, que después fue cambiado a Santa Catarina. De igual modo se encuentra el Municipio de Santa Catarina Tlaltempan, en el Estado de Puebla, ubicado entre Matamoros y Tehucán, en la mixteca poblana, sus pobladores, mixtecos, tienen por patrona a Santa Catalina de Alejandría.
  • En Guatemala, hay dos municipios que llevan el nombre de Santa Catalina; el primero es Santa Catalina Pinula, ubicado en el departamento de Guatemala y el otro ubicado en el departamento de Alta Verapaz, llamado Santa Catalina La Tinta.
  • Santa Patrona de la ciudad de Usulután, El Salvador, las fiestas patronales a finales de noviembre son dedicadas en su honor.
  • En Nicaragua, en el Departamento de Masaya, hay un municipio llamado Catarina, su santa patrona es Santa Catalina de Alejandría.

[editar]Bibliografía

  • Donnini, M. (2000). «Catalina de Alejandría». En Leonardi, C.; Riccardi, A.; Zarri, G.. Diccionario de los Santos. 1. Madrid (España): San Pablo. pp. 447-448. ISBN 84-285-2258-8 (volumen 1).